17 DE MARZO

Acentuar lo positivo

Si uno es un galgo, ¿por qué fingir que es un pequinés? 

EDITH SITWELL

En una época en que la belleza de la mujer se consideraba el tesoro más preciado, la famosa poetisa inglesa Edith Sitwell, nacida en 1887, se destacó entre las demás. Aunque no por los motivos que podrías esperar. En su juventud era tan poco atractiva, desgarbada y delgada que su familia bromeaba continuamente sobre el hecho de que el matrimonio no tendría lugar en su futuro. No hace falta recalcar que la «pobrecita E», como se la conocía, tuvo que soportar una infancia desdichada, solitaria y llena de frustraciones, hasta que su querida institutriz la introdujo en el mundo de la literatura y de la música. Entonces se dejó cautivar por la poesía de Swinburne y los simbolistas, gracias a lo cual se enamoró de su yo auténtico.

Ésta autenticidad halló su mayor expresión en la poesía y en un excéntrico estilo personal entroncado con la fantasía y la dramaturgia. Se hizo famosa por sus largos y etéreos vestidos prerrafaelistas, hechos en telas de tapicería, por sus pieles y los extraordinarios sombreros que coronaban su perfil fuerte y huesudo, y que se convirtió en su sello característico. Para acentuar sus dedos, largos y afilados, se dejó crecer unas uñas de mandarín, que se pintaba de rojo y lucía anillos voluminosos.

El sentido ostentoso de la moda que tenía Edith Sitwell no está hecho para muchas de nosotras. Pero la espléndida manera de proclamar su verdadero yo y de acentuar lo positivo puede llegar a todas las mujeres. A estas alturas ya debes de haber descubierto cosas maravillosas en cuanto a tu cara y tu cuerpo. Cada una de nosotras tenemos como mínimo un rasgo que nos distingue.

«A menudo desearía tener tiempo para cultivar la modestia, pero estoy demasiado ocupada pensando en mi misma», confesó Edith Stiwell en las postrimerías de su vida.

La mayoría pasamos bastante tiempo pensando cosas positivas sobre nosotras. Hoy vas a seguir el ejemplo de Edith, celebrando y alardeando tus auténticas cualidades.